¿Son acaso las guerras recibos de cuentas?

Revientan las campanas.

Fundidas.

St. Sebald se quedó mudo

al igual que mucha gente

la palabra en las gargantas se quedó muda

en el verano del 45,

mientras las atrocidades de los nazis

se hicieron públicas.

¿Son acaso las guerras recibos de cuentas?

St. Sebald – Un memorial para la Libertad

Esta frase se encuentraba bajo una fotografía en Nürnberg en 2009.  El contexto fue la devastación hecha por los escuadrones aéreos en la campaña de la Guerra Aérea, que por parte de Inglatterra en manos de “Bomber” Arthur Harris (o como se conocía dentro del a RAF, “Carnicero” Harris) reconoce haber lanzado más de un millón de toneladas de bombas únicamente y sin contar el resto de las lanzadas por los Aliados.

Si Alemania en 1945 ya estaba vencida, ¿por qué se lanza esta ofensiva contra la población civil en 131 ciudades?

Si la Guerra Aérea fue una forma de desquitarse (también dicho por el propio Arthur Harris), ¿acaso la generación que la sobrevivió debió de atragantarse con el sentimiento de haber sido víctimas de ese genocidio sin que le fuese ni siquiera permitido expresarse?

¿Por qué es que la industria cinematográfica y la del juguete pintan las guerras tan maravillosamente?

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s